Lunes 20/11/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Católicos

De cara al Congreso Nacional que celebrará en febrero

El PP mantiene el humanismo cristiano y se compromete con el “derecho a la vida”

En su ponencia política expresa que en el partido conviven conservadores, liberales y democristianos y declara que desarrollará planes de ayuda a embarazadas con dificultades

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El Partido Popular celebrará en febrero su 18º Congreso Nacional para renovar su liderazgo y órganos internos y para revisar su funcionamiento y sus bases ideológicas. Entre esos principios ideológicos mantiene el humanismo cristiano, y además habla del “derecho a la vida” pese a la polémica por haber renunciado a reformar la Ley del Aborto.

Manifestación contra el PP por no reformar la Ley del Aborto. Manifestación contra el PP por no reformar la Ley del Aborto.

La primera legislatura de Mariano Rajoy como presidente del Gobierno se vio afectada por un asunto que causó una fuerte polémica que afectaba a los principios ideológicos del PP y a la fidelidad de sus votantes.

Se trató de la reforma de la Ley del Aborto. El Partido Popular se había comprometido a dar marcha atrás en los últimos cambios que se dieron con Zapatero -la llamada “ley Aído”, por la ministra de Igualdad-, especialmente con la posibilidad de que las chicas de 16 y 17 años pudieran abortar sin el consentimiento de sus padres.

Una vez en el Gobierno, Rajoy encomendó la reforma al ministro de Justicia, Alberto Ruiz-Gallardón, que apuntó una reforma más amplia. Tras salir voces discrepantes en su propio partido y algunas manifestaciones en las calles, el presidente renunció a cambiar la ley heredada del PSOE y Ruiz-Gallardón dimitió al verse desautorizado.

Comprometido con el “derecho a la vida”

A pesar de esa polémica reforma frustrada de la Ley del Aborto, en las ponencias que ha elaborado para su próximo Congreso Nacional el Partido Popular mantiene e incluso refuerza su declaración de ser un partido de inspiración “humanista cristiana” y partido del “derecho a la vida”.

Tal y como ha podido comprobar Religión Confidencial, en la ponencia social que ha coordinado el vicesecretario sectorial Javier Maroto y en cuya redacción han participado Juanma Moreno (Andalucía), Isabel Bonig (Comunidad Valenciana), Pedro Antonio Sánchez (Murcia) y José Antonio Monago (Extremadura), está incluido un punto que no aparece en la ponencia que se aprobó en el congreso de 2012.

En ese punto en cuestión se indica que “el Partido Popular está firmemente comprometido en la defensa y protección del derecho a la vida”.

Eso se concreta añadiendo que los populares van a continuar “desarrollando planes de apoyo a la maternidad para ayudar a aquellas mujeres que quieran ser madres y se encuentren en una situación de especial dificultad”. Y las ayudas a que prometen “se extienden a todos los ámbitos relacionados con la prevención, ayudas durante el embarazo, ayudas postparto, seguimiento durante la maternidad, políticas que faciliten su acceso y reincorporación al mercado laboral y ayudas económicas”.

Los documentos ideológicos del PP vigentes hasta ahora, los aprobados en el congreso de 2012, no incluían esa referencia explítica al derecho a la vida referido como protección del no nacido. Se incluía el “inalienable derecho a la vida” como principio fundamental del PP, pero referido de forma general como “absoluta carencia de justificación a quien priva a otro de ella [la vida], sea cual sea el ideal que pretenda defender”. Sí que se incluía su intención de desarrollar “políticas integrales de protección de la maternidad con medidas de apoyo a las mujeres embarazadas, especialmente a las que se encuentran en situaciones de dificultad”.

Perspectiva humanista cristiana”

Además, los populares van a mantener en su definición ideológica como partido un término que en ocasiones algunos de sus dirigentes -como Cristina Cifuentes- anteriomente han tratado de borrar mediante enmiendas: el humanismo cristiano.

Hasta ahora su ponencia política declaraba que “el PP considera que estos valores [antes había hablado de los valores que están en la raíces de nuestra sociedad] son los mismos que configuran los cimientos de nuestra civilización occidental que tanto ha dado a la Humanidad. Por ello, queremos tomar como referencia a nuestra tradición humanista cristiana e ilustrada. A la defensa histórica de los valores humanos, tanto en el respeto de sus derechos básicos como de su capacidad e iniciativa, reflejada en el mejor liberalismo”.

Pues bien: la redacción de la ponencia ideológica del Partido Popular que se aprobará en febrero -aunque puede haber enmiendas- declara que “la persona es, desde nuestra perspectiva humanista cristiana, el centro, el inicio y el fin de toda nuestra acción política”. Se mantiene por tanto ese término, cambiando tradición por perspectiva.

Y a ello se suma otra referencia que tampoco aparecía hasta ahora. Se refiere al proceso que llevó a formar el Partido Popular, formación que “aglutina y refleja las ideologías más representativas del centro-derecha español”. Y ahí apunta que dentro del partido “conviven las familias conservadoras, liberales y democristianas de la política española”.

Se repite su declaración de que promoverá “la plena autonomía política, cultural, individual y religiosa de las personas, desde el respeto a la pluralidad de opciones y el reconocimiento de la dignidad del otro”.

Apoyo a la natalidad y a las nuevas familias

El PP ha incluído todo un capítulo titulado “Nuestro compromiso en favor de la familia”, en el que el partido de Mariano Rajoy declara que “defiende a las familias” -de las que dice que son la institución básica de la sociedad- y su protección social, jurídica y económica.

Propone aprobar una “Estrategia Nacional de fomento de la Natalidad” para incrementar las cifras de nacimientos y garantizar el futuro de los servicios públicos.

En cuanto a la educación, habla de promover “las medidas necesarias que contribuyan a garantizar el protagonismo de los padres en la educación de sus hijos, incluyendo también la perspectiva de la familia en los centros escolares, al igual que se ha establecido la obligación de valorar el impacto en la familia y la infancia de los proyectos legislativos”.

Se compromete a aumentar el apoyo tanto a las familias monoparentales que cada vez son más, como a las familias numerosas “por el enorme esfuerzo que realizan en el día y día y por su importante contribución a elevar nuestra tasa de natalidad”.

Y añade que “nuestra sociedad ha evolucionado en los últimos años y con ella las necesidades que tiene hoy la familia en nuestro país, así como las nuevas realidades que en numerosos casos se aprecian en muchas de esas familias en España. Y el Partido Popular quiere atender y afrontar con rigurosidad todas esas nuevas necesidades y realidades, apoyando a todas las familias dentro del ordenamiento jurídico vigente”.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·