Viernes 20/10/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Crónica de Roma

A dos años del inicio de su Pontificado

La entrevista que el Papa concede a una revista “villera”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Una vez más el Papa Francisco sorprende con una entrevista inesperada en la que llama la atención el medio que ha elegido.

papa latinos

Un artículo de...

Mercedes  De La Torre
Mercedes De La Torre

Corresponsal en el Vaticano

Más artículos de Mercedes De La Torre »

El Pontífice ha respondido preguntas para la revista ‘La Cárcova news’ que no es un medio de comunicación de gran difusión, sino una revista que se realiza en una villa miseria de Buenos Aires.

De este modo, el Papa “repite la fórmula" del año pasado, en su primer aniversario de Pontificado, en la que envió un mensaje a través de la Radio ‘Bajo Flores’ ubicada en la villa miseria del mismo nombre.

En esta ocasión, se trata precisamente de la villa en la que trabaja el famoso cura villero, el padre Pepe, que ha visitado el pasado mes de febrero al Papa Francisco en la Casa Santa Marta y le ha propuesto contestar algunas preguntas realizadas por los mismos jóvenes de la villa, que escriben en esta reciente revista.

Tras conocer la propuesta, el Papa aceptó inmediatamente y contestó la entrevista en ese mismo momento por lo que el padre Pepe grabó sus respuestas con el móvil.

Mas allá del contenido de la entrevista publicada este 10 de marzo -disponible en este link- impacta que Francisco rompa nuevamente los esquemas para darle visibilidad a una publicación con pocos recursos, congruente con su constante invitación de atender a los últimos.

Dentro de algunos de los detalles interesantes, ha confirmado que probablemente visite Argentina en 2016, pero que todavía no es seguro porque deben organizar otros viajes.

Otra cuestión interesante es la sencillez con la cual responde "si, por supuesto" cuando le preguntan que si considera que tiene cerca a personas que no están de acuerdo con él. El modo en el cual desarrolla su respuesta recalca la importancia del diálogo, que es el fundamento de la colegialidad eclesial:

"A mí nunca me fue mal con escuchar a las personas. Cada vez que las escucho, siempre me va bien. Las veces que no las escuché me fue mal. Porque aunque no estés de acuerdo, siempre, siempre te van a dar algo o te van a poner en una situación en la cual vos tenés que repensar tus cosas. Y eso te enriquece. Es la manera de comportarse con los que no estamos de acuerdo. Ahora, si yo no estoy de acuerdo con aquel y dejo de saludarlo, le cierro la puerta en la cara o no le dejo hablar, no le pregunto nada, es evidente que me anulo a mí mismo. Esta es la riqueza del diálogo. Dialogando, escuchando, uno se enriquece".

Twitter: @mercedesdelat 

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·