Lunes 29/05/2017. Actualizado 14:24h

·Publicidad·

Vaticano

El Papa propone el lema de la Virgen en la celebración de la fiesta de la Asunción: "Dios es siempre la prioridad"

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

En una misa solemne en la Iglesia de Santo Tomás de Villanueva de Castelgandolfo, Benedicto XVI recordó que la fiesta de la Asunción de María es “una ocasión privilegiada para meditar sobre el sentido último de la existencia humana” .

El Papa citó el pasaje del Evangelio de san Lucas en el que María tras el anuncio del Ángel se pone en camino, con prisa, hacia la casa de su prima Isabel. De esta manera, dijo, el evangelista quiso subrayar cómo María para seguir su propia vocación, con docilidad al espíritu de Dios, que realizó en Ella la encarnación del Verbo, tuvo que recorrer un nuevo camino y emprender inmediatamente un camino fuera de su propia casa, dejándose conducir solamente por Dios.

Es un camino, continuó el Papa, en el que María, bebiendo y meditando en el corazón los acontecimientos de su propia existencia, ve en ellos de una manera cada vez más profunda el misterioso designio de Dios Padre, para la salvación del mundo. La Asunción nos recuerda -subrayó el Papa- que la vida de María, como la de todo cristiano, es un camino de seguimiento a Jesús, un camino que tiene una meta bien precisa, con un futuro ya trazado: la victoria definitiva sobre el pecado.