Jueves 24/08/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Diócesis

La antropología cristiana defiende la vocación al amor del hombre y la mujer

Las diócesis refuerzan la formación afectiva y sexual para los jóvenes frente a la ideología de género

Personas transexuales imparten charlas en colegios públicos lanzando la idea de que no existen "cuerpos de chicos ni de chicas”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Las Archidiócesis de Madrid, Toledo, Granada y Zaragoza son algunos de los obispados españoles que están reforzando y profesionalizando la formación afectiva y sexual dirigida a los jóvenes. Muchos de estos programas se están extendiendo a los colegios católicos.

Portada de la web del Vaticano "El lugar del encuentro". Portada de la web del Vaticano "El lugar del encuentro".

El obispado de Toledo ha reforzado su proyecto diocesano de educación integral de la afectividad y de la sexualidad para adolescentes titulado “YOENTI” coordinado por la Fundación COF y enfocado a ser testigos de la belleza de la sexualidad humana y en el que se ayuda a reconocer y aceptar la identidad sexual como hombre y mujer, y el cuerpo biológico.

Por su parte, la archidiócesis de Granada ha lanzado el curso Teen Star de educación en la afectividad y sexualidad, implantado en cuarenta países. El objetivo es ayudar a los jóvenes a dar respuesta a muchas de las preguntas que se plantean sobre la amistad, el amor, la fecundidad y la sexualidad.

El centro diocesano de orientación familiar Juan Pablo II de la archidiócesis de Zaragoza, también imparte talleres de educación afectiva sexual para adolescentes bajo el título: “Comprender y vivir la verdad del amor”.

En la archidiócesis de Barcelona también ha impartido una charla titulada ¿Se puede vivir la sexualidad con pureza? , organizada por Purex Culture, un movimiento protestante que tiene el propósito de implantar la cultura de la pureza en las relaciones y en la sexualidad. “No podemos decidir quedarnos vírgenes hasta el matrimonio si antes no hemos conocido a Jesucristo ", defendió la ponente de esta charla.

Por su parte, en el arzobispado de Madrid, los doce centros de orientación familiar de las vicarias no cesan de ofrecer cursos y charlas de educación afectivo-sexual a los adolescentes como el  COF de Betania  o el COF Hogar de la Misericordia.

“Niñas con pene y niños con vulva”

Hace escasos días, el canal La Contra TV, emitía un vídeo titulado “niñas con pene y niños con vulva”, que recogía un fragmento de una charla impartida por un ideólogo de género a los padres de un colegio público de Madrid. “No se trataba de avisarles de qué iban a hablarles a sus hijos, sino de contarles de qué les habían hablado ya. Todo con el aval, por cierto, del Gobierno de la Comunidad de Madrid (PP). Una nueva educación para una nueva ciudadanía”, explica La Contra.

En este vídeo, el transexual que imparte la charla en el colegio lanzaba la idea a los padres de que “no hay cuerpos de chicos ni cuerpos de chicas, y una persona es chico o chica en base a como se identifica, y, por lo tanto, hay niñas con pene y niños con vulva”. Este chico transexual reconoció que nació con vulva y que le asignaron ser mujer.

Por su parte, la organización HazteOir, ha distribuido más de 29.000 ejemplares de la guía “¿Sabes lo que quieren enseñarle a tu hijo en el colegio? Leyes de adoctrinamiento sexual” guía criticada por los colectivos LGTBI, sindicatos y partidos como Unidos Podemos que ha pedido al Gobierno que inicie acciones judiciales contra HO.

Ante este clima, tanto el Vaticano como las diócesis españolas están reforzando sus proyectos de educación afectivo-sexual.  

Significado del cuerpo

El pasado mes de agosto, comenzó a funcionar la web “El lugar del Encuentro”, un proyecto de educación afectivo sexual que el Consejo Pontificio de la Familia del Vaticano ofrece a las diócesis, colegios, agentes de pastoral familiar y padres.

Esta web está compuesta por 6 unidades. La unidad 1 titulada “La tienda. Yo. Ser persona” explica el significado del cuerpo. “El primer paso es reconocer lo recibido, aquello con la que ya partimos porque forma parte de nuestra naturaleza, en esta aventura. El reconocimiento conlleva el agradecimiento. (….) Pero la persona va más allá, mira al futuro y se plantea lo que puede llegar a ser. Contemplar lo que uno puede llegar a ser en plenitud, a lo que está llamado, da un nuevo sentido a todo lo que uno hace. El hilo conductor de toda esta aventura de crecimiento y maduración es la vocación al amor”.

Esta misma unidad explica la dimensión esponsal del cuerpo de la siguiente manera: “Todo ser humano es un ser corporal. El cuerpo está revestido de la dignidad personal. El cuerpo es expresión de la persona y tiene una dimensión esponsal, como don recíproco. El cuerpo manifiesta la vocación a la comunión, al amor, de toda la persona. (…). En cuanto sexuado, el cuerpo manifiesta mi vocación al amor y al mutuo don de sí, y con ello a la fecundidad”.

Sentimientos entremezclados

Frente a las tesis que promulga la ideología de género, la web del Vaticano argumenta y defiende la “feminidad y masculinidad como dones complementarios, en cuya virtud la sexualidad humana es parte integrante de la concreta capacidad de amar que Dios ha inscrito en el hombre y en la mujer”.

Dedica un apartado a explicar las elecciones del amor y diferencia entre “elegir el amigo”, etapa en la que “los adolescentes en ocasiones viven sentimientos entremezclados, ya que no existe una frontera absoluta entre la amistad y la atracción”. La antropología cristiana defiende que la felicidad del adolescente radica en madurar y descubrir la reciprocidad y la heterosexualidad.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·