Jueves 27/07/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Diócesis

La diócesis presentó al Vaticano su plan pastoral familiar

Delegado de familia de Toledo: “El Papa nos dijo que le encasillaron en que quería casar a homosexuales y dar la comunión a divorciados”

Miguel Garrigós asistió al encuentro de Francisco con las mujeres separadas y divorciadas toledanas

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El Papa Francisco recibió el pasado 26 de junio en audiencia privada al grupo de 35 mujeres separadas “Santa Teresa” de la archidiócesis de Toledo. A este encuentro acudió el arzobispo, Monseñor Braulio Rodríguez Plaza y el delegado de Familia, el sacerdote Miguel Garrigós, entre otras personas.

Grupo de mujeres separadas de Toledo con el Santo Padre. Grupo de mujeres separadas de Toledo con el Santo Padre.

Garrigós detalla a Religión Confidencial algunas curiosidades y anécdotas del encuentro que tiene su origen en una carta que este grupo de mujeres escribía al Santo Padre el pasado mes de abril y que el arzobispo de Toledo entregó al Papa personalmente con motivo del 125 aniversario del Colegio Español de Roma.

“El encuentro fue entrañable. El Papa estuvo muy cariñoso y todas las mujeres regresaron transformadas, tanto humana como espiritualmente”, señala el sacerdote.

Miguel Garrigós explica a este Confidencial que Francisco les hizo algunas confesiones: “Por ejemplo nos dijo que algunos sectores y medios de comunicación quisieron enjaular el sínodo de Obispos sobre la Familia, en que el Papa quería dar la comunión a los divorciados vueltos a casar, y casar a los homosexuales y nos dijo que fue muy difícil salir de esa jaula”.

El delegado de pastoral familiar desvela a RC que el Santo Padre les insistió en leer en profundidad la exhortación Amoris Laetita, sobre todo el capítulo 4, el más importante, y no sólo el octavo.

Abandonadas por sus maridos

Garrigos recuerda que la prioridad pastoral del arzobispado de Toledo es la familia y que a ella están dedicando todos los recursos, desde que el obispo impulsó el plan 2012-2021. “Nos hemos guiado de otros programas que ya funcionaban en otras diócesis, como el proyecto Betania de Madrid”, afirma.

El delagado de Familia señala que en todos sus proyectos de familia se les encomienda a un matrimonio con el acompañamiento o de un sacerdote y su objetivo es encontrar soluciones a los problemas.

En este grupo de mujeres que se encuentran separadas o divorciadas, -“casi todas han sido abandonadas por sus maridos”- desvela el delegado de familia, se reúnen mensualmente en la parroquia de San Juan de la Cruz de la ciudad de Toledo. La reunión comienza siempre con un rato de adoración al Santísimo y después se desarrolla el encuentro fraterno para tratar temas de interés para todas.

“A estas mujeres les ayudamos tanto en asuntos de orientación familiar, como en medios materiales así como asesoría jurídica. Muchas de ellas deben regularizar su situación para que el padre se responsabilice de la pensión”, afirma el delegado de familia.

El encuentro con el Papa, que duró hora y media, se desarrolló en un ambiente distendido en el que las mujeres hicieron al Papa una serie de preguntas. Francisco les animó en educar a los hijos desde el amor, rezar por sus ex maridos y no hablar mal de él.

Respecto a los divorciados vueltos a casar, la diócesis solo está atendiendo a dos casos, uno en Toledo y otro en Talavera.

“Me alegraría que fuera cardenal”

El arzobispo de Toledo manifestó que “el propio Papa nos ha agradecido el haber venido cuando se trata de todo lo contrario; somos nosotros los agradecidos porque se trata de algo impagable, publica la archidiócesis de Toledo.

A preguntas de este Confidencial de que el Papa pudiera crear cardenal a monseñor Braulio Rodríguez, Miguel Garrigós respondió: “Me alegraría muchísimo porque es muy bueno. Una vez más hemos podido comprobar la humildad de D. Braulio. Le decía al Papa que él siempre está aprendiendo de todos nosotros, cuando somos nosotros los que aprendemos de él. Y también le comentaba al Santo Padre que él lo único que pide al Señor es no ser obstáculo de la obra del Espíritu Santo”.

Esta representación de la Delegación de Familia y Vida de la archidiócesis de Toledo presentó asimismo proyectos de pastoral familiar al Dicasterio para los Laicos, la Familia y la Vida. En este encuentro estuvo presente el  cardenal Kevin J. Farrell, prefecto del Dicasterio y al delegado para la sección Familia, Monseñor Carlos Simón.

“Monseñor Simón nos dijo que presentará este proyecto de mujeres separadas a las Jornadas de la Familia en Dublín. Ojalá este proyecto sepa de inspiración para otras diócesis”, afirma Miguel Garrigós.



“Somos
··
··
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·