Martes 21/11/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Zoom

Los laicistas muestran su verdadero rostro violento e intolerante y agreden a los peregrinos

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Todo era una fiesta ayer miércoles en Madrid hasta que la manifestación contra el viaje del Papa llegó a la Puerta del Sol. Allí los manifestantes empezaron a insultar a los peregrinos, fácilmente identificables con sus mochilas y camisetas, y desconocedores de la marcha anti-Papa. Más de una veintena de jóvenes católicos fueron agredidos físicamente. Durante varias horas, la policía se inhibió. Es la primera vez que ocurre algo así en una JMJ. Pone de manifiesto el nivel de intolerancia y laicismo -rechazo a lo religioso en la vida pública- que ha crecido en los últimos años en España. Pero estas personas no van a conseguir estropear la gran fiesta internacional de los jóvenes católicos. Frente a los cientos de miles de peregrinos que están Madrid para participar en la JMJ, esta marcha -a la que asistieron menos de cuatro mil personas- va a quedar en nada.

Zenón de Elea

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·