Lunes 23/10/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Mundo

El centro madrileño está dirigido por religiosas francesas de San Vicente de Paul

El único equipo femenino: alumnas del colegio diferenciado Saint Chaumond participan en la Copa Robótica de Francia

Las adolescentes, que han quedado en el puesto 27 de 89, aseguran que quieren impulsar la inserción de las mujeres en la ciencia

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Seis alumnas de 4º de la ESO del colegio católico francés y femenino Unión Cristiana de Saint Chaumond, religiosas de la Congregación de San Vicente de Paul, participan hasta el 28 de mayo en la Copa Robótica de Francia, en la localidad francesa de La Roche-sur-Yon, con un robot creado desde cero por ellas. Estas monjas demuestran así que su colegio femenino, ubicado en Madrid, impulsa la igualdad de oportunidades en todas las disciplinas.

El grupo de alumnas homologando su robot en el concurso en Francia. El grupo de alumnas homologando su robot en el concurso en Francia.

Una de las alumnas, María Cueto Vázquez, escribió una carta a distintos patrocinadores para que sufragaran parte del viaje. En la misiva, a la que ha tenido acceso Religión Confidencial, la escolar afirma que “su colegio nos da la oportunidad de realizar una materia optativa, enfocada a la tecnología, que se llama “Robótica”. Gracias a un gran compañerismo y trabajo en equipo hemos podido construir y programar un robot desarrollando un algoritmo que le permite caminar y cumplir unas directrices de manera autónoma”.

En su carta resalta que “es importante señalar que somos el único equipo femenino y menor de 18 años, lo que nos permite anticipar que el impacto que causaremos será mayor, puesto que nos estaremos diferenciando y además representamos con nuestra participación la inserción de las mujeres en la Ciencia. 

En este prestigioso concurso, compiten contra Universidades y “Grandes Écoles”, cada equipo debe defender su proyecto científico además de construir y programar su propio robot.

María explica en la carta que el robot está construido desde cero con Legos y programado con Lego MINDSTORM. “Cada año el concurso esta tematizado, este año el campo es la luna. El robot debe recoger una serie de "módulos lunares" (tubos) y colocarlos en "la estación espacial", así mismo debe recoger una serie de minerales (bolas) que debe dejar en el punto de salida del robot., todo este proceso se debe realizar en un límite de tiempo de 90 segundos”. El robot se llama Apolo Blue.

A través de este proyecto, estás alumnas pretender “animar a los jóvenes a adentrarse en el fascinante mundo de la robótica y de la programación. Consideramos que es importante promover esta área de conocimiento puesto que hoy en día la tecnología ocupa un lugar primordial en la vida de las personas”, dice María en su carta.

Las 27 de 89 grupos

Según han anunciado a Religión Confidencial, el robot presentado por el grupo ha obtenido el puesto 27 de 89 grupos representados.

Algunas empresas como iProspect han apoyado la participación femenina española en esta Copa de Robótica. “Las adolescentes destacan, además de por su destreza en robótica y por liderar un proyecto tan relevante que les ha supuesto todo un reto personal, por el valor de ser el único equipo femenino que participa en el certamen; llevando por bandera el papel de las mujeres en los ámbitos de la ciencia y la tecnología, a sus apenas quince años. Ellas participan en el torneo para formar parte activa de un movimiento tecnológico y, sobre todo, para tener una visión real sobre cómo trabajan los ingenieros y expertos en robótica, profesionales de telecomunicaciones e informáticos especializados en este campo”, publica el publicista.

Con la ayuda de su profesor, han generado una ardua programación de 30 módulos, con sus respectivos bucles, integrados con los sensores del robot para accionar órdenes de movimiento. De esta manera, Apolo Blue identifica a sus contrincantes y reconoce cómo interactuar con ellos; al recibir una señal de alerta, detecta si puede continuar su camino o si, de lo contrario, debe retroceder mediante un movimiento de seguridad.

El colegio Saint Chaumond

La Unión Cristiana de Saint Chaumond es una Institución francesa femenina, católica, privada que no se beneficia de ninguna subvención, homologada tanto por el gobierno francés como por el español que promueve los valores y principios de una convivencia cristiana y humanista. El colegio es un centro francés que depende de la Casa Madre de la Institución sita en Poitiers (Vienne, Francia).   De acuerdo con los deseos de su fundador, San Vicente de Paul, las religiosas y los laicos que colaboran con ellas se dedican a la educación de niñas y chicas jóvenes.   Tienen el fin de dar a todas sus alumnas una sólida formación espiritual e intelectual, y acompañarlas en la formación de su personalidad para que sean capaces de enfrentarse a los retos que plantea el mundo de hoy.   


 


·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·