Viernes 20/10/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Iglesia-Estado

La Universidad Católica de Valencia recurrirá

La Generalitat Valenciana pretende excluir de becas a alumnos de universidades privadas

El proyecto vulnera la Constitución, la ley española relativa a estudios superiores y los tratados internacionales

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Fuentes de la Universidad Católica de Valencia San Vicente Mártir (UCV), han confirmado a Religión Confidencial  que han presentado “alegaciones a la Consellería de Educación contra el proyecto de regular las becas  y las diversas formas de ayudas al estudio de estudiantes universitarios, que suprime como posibles beneficiarios los alumnos de universidades privadas”. 

Universidad católica de valencia Universidad católica de valencia

Este proyecto es calificado por las mencionadas fuentes como una “discriminación arbitraria, contraria a derecho”. La supresión de becas a alumnos de universidades privadas afectaría, en la Comunidad Valenciana, a unos 3.000 alumnos.

Tal como ha podido confirmar Religión Confidencial, en el pliego de alegaciones que ha presentado la Universidad Católica de Valencia se argumenta que el proyecto de Orden atenta contra la Constitución española, que garantiza el derecho a la educación, el acceso libre y en igualdad, reconociendo a las universidades privadas su función de servicio público de educación superior, como lo avala una reiterada jurisprudencia.

Así mismo, la UCV invoca que atenta contra la Ley Orgánica de Universidades, que basa el sistema de becas en las condiciones económicas y académicas, no en qué tipo de centro universitario se cursen los estudios.

También se invocan en las alegaciones las normas internacionales, tales como el Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea, que recoge la Libertad de Mercado en su artículo 37; los acuerdos Iglesia-Estado, que recogen en su artículo 10.3 la igualdad de los estudiantes de universidades privadas respecto a las públicas en materias como las becas, la sanidad o la seguridad escolar; y el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales en su artículo 13.

La UCV no tiene ánimo de lucro

Fuentes de la UCV han expresado a RC que “se pretende asimilar privado a privilegio, privado a alto poder adquisitivo y la realidad de la UCV desmiente esos prejuicios, pues es una universidad de iniciativa social sin ánimo de lucro, y un 27% de sus estudiantes compatibilizan sus estudios con algún trabajo”.

Además, destacan que es una institución que, desde que se puso en funcionamiento en 2003, “se ha preocupado de que nadie por problemas económicos deje de estudiar en ella, como expresamente dijo su fundador, el cardenal García-Gasco”.

En el pasado curso, 2.223 estudiantes de la UCV recibieron algún tipo de ayuda pública, siendo los que más dinero han recibido de todas las universidades españolas privadas, según datos del Ministerio de Educación.

El canciller actual de la UCV es el cardenal arzobispo de Valencia, Antonio Cañizares. Tiene 13.286 alumnos, 26 títulos de Grado, 58 Másters, 24 institutos de investigación y se desarrollan 30 programas de voluntariado (dos de ellos a nivel internacional).

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·