Sábado 21/10/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

En voz baja

Mercedarios y trinitarios crean el Observatorio de la Cautividad

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El maestro general de la Orden de la Merced, Pablo Ordoñez, durante el primer simposio del Observatorio de la Cautividad, indicó que se encuentran reunidos en Roma especialistas en diversas temáticas, que tienen que ver con los cristianos perseguidos, con el tráfico y trata de personas, con la migración y la violencia de género, con el hambre y la educación liberadora, en distintas situaciones relacionadas con la esclavitud.

Por su parte el consejero de la Orden, Dámaso Masabo, precisó que el Observatorio pretende dar información fiel y comprobable para que se puedan tomar medidas positivas. Y sacerdote Sergio Augusto Navarro, coordinador, precisó que el Observatorio favorecerá a que “podamos visitar y redimir, que es nuestra misión, con los medios de comunicación actual, como las redes sociales”.

“Este espacio lo hemos querido vivir --indicó el sacerdote argentino Ordoñez-- en clave de apertura y de diálogo con otras instituciones y a nivel de Iglesia con los Trinitarios. Ambas órdenes tenemos una genética común, en favor de la liberación de los cristianos cautivos. Por eso ellos van a estar integrando también este espacio que tendrá un comité académico”.

Precisó que los mercedarios están en 22 países pero junto con la 'Familia Mercedaria' estamos en los cinco continentes, y sumados a los Trinitarios también en Oriente Medio y en Asia”.

El número uno de la Orden, que este año cumple el quinto de su mandato, indicó que hay tres lugares que están siendo punta de lanza para la orden de la Merced. "Cuba es uno de ellos, donde estamos hace tres años y medio, con dos comunidades, una en Camaguey y otra en La Habana, con una pastoral penitenciaria y comunidades rurales; una segunda que se está madurando es en la ciudad de Erbil, en Irak, para sumarnos a lo que dicha arquidiócesis está haciendo en favor de los cristianos perseguidos; y como tercera un anhelo: China, donde estamos haciendo un acercamiento, hay hermanas que ya están allá. Creo que el Señor nos está invitando a esas fronteras.”

Interrogado sobre el interés que ha demostrado el santo padre Francisco en la lucha contra la trata, aseguró: “El papa Francisco sabe que estamos trabajando contra la trata de personas, nuestro trabajo aún es discreto, queremos amplificarlo a partir de este Observatorio. Sabe que estamos participando y nos ha alentado a seguir adelante”.

Otro de los participantes, el sacerdote de Burundi, Dámaso Masabo, consejero general, encargado de la pastoral de la orden en el área de la misión y procurador general precisó que “el Observatorio pretende dar información sobre la problemática y situación de las personas cuya libertad es amenazada, quiere ser una información, objetiva, comprobable y científica”.

Si bien, existe además otro objetivo: “Sensibilizar, suscitar sensibilidad sobre la problemática social del mundo de hoy, para que los mismos Mercedarios puedan ir leyendo esta información, actualizando su carisma y al mismo tiempo participando a la posible solución. Aportando nuestro grano de arena para solucionar esto”.

Servirá también “para formar e informar a la gente, y la familia mercedaria, porque la orden es más amplia con las dos órdenes: la masculina y las congregaciones femeninas, además de los laicos. Para que juntos podamos actuar de una manera eficaz”.

El padre Sergio Augusto Navarro, coordinador del observatorio, argentino de Tucumán y con la especialidad de sociología, quiso precisar que la información que se recoja tiene que ser “fehaciente, creíble y publicable, que no pueda ser desmentida, de tal manera que podamos visitar y redimir, que es nuestra misión, con los medios de comunicación actual, como las redes sociales”.

En realidad, quiso precisar el mercedario, “la trata de personas es una de las formas de cautividad, es la reducción a situación de esclavitud por explotación sexual o laboral y se incluye el tráfico de órganos”.

Más aún, indicó, porque “en los diversos países cobra distintas peculiaridades, dimensiones, entonces tenemos casas de asistencia a las víctimas, pero también queremos generar un espacio de reflexión y de denuncia de estas situaciones”. En Guatemala se está trabajando mucho en una casa con los rescatados de las maras, de situaciones de prostitución y en Centro América de niños soldados que estaban sometidos a la guerra. Hay vinculación con diversas instituciones, incluso Onlus de mujeres.

En Argentina en Villa María, en una casa común con los Trinitarios, se ayuda a las víctimas de prostitución y de talleres clandestinos. Se ha entrado en vinculación con asociaciones como la Red Antimafia de Argentina, con Gustavo Vera y la Alameda, o con la hermana Marta Peloni de Infancia Robada y otros. Recordó también a Brasil con motivo del Mundial que “la vida religiosa generó campañas contra la prostitución demandada por cierto turismo”.

Concluyó indicando que “hay cuatro acciones básicas: la prevención, la formación de agentes de prevención, las asistencia a las víctimas y la denuncia de organizaciones delictivas”. Y también, incluso vía web, cursos para agentes de prevención, de seguridad, agentes públicos, abogados, etc. 

La trata es reducir la persona a objeto de compra y venta, entra en una condición de economía de mercado. Por ello el papa Francisco ha insistido tanto. “Hay que romper esa naturalidad con la que se vive este fenómeno en los países, en particular los del primer mundo”.


·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·