Viernes 20/10/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Crónica de Roma

Más casos de tolerancia cero en la Iglesia

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El Vaticano continúa con mano dura ante los abusos a menores cometidos por sacerdotes. Como prueba el reciente caso en Andalucía.

Papa Francisco. Papa Francisco.

Un artículo de...

Mercedes  De La Torre
Mercedes De La Torre

Corresponsal en el Vaticano

Más artículos de Mercedes De La Torre »

El arzobispado de Granada ha anunciado hace una semana que investigan a presbíteros acusados de haber abusado sexualmente de menores. Un motivo de gran dolor, como lo habíamos anunciado en Religión Confidencial.

La archidiócesis de Granada está actuando de acuerdo a la doctrina de la Iglesia al tener “tolerancia cero con los abusos y con quienes los cometen” pero además también buscan “ayudar a las presuntas víctimas y, una vez probados los hechos, a las víctimas si las hay y la cooperación con las autoridades en el establecimiento de la verdad y la justicia”.

Según indica un comunicado oficial, estas conductas son “aberrantes” y la Iglesia las “rechaza y condena” por lo que trabaja para que “puedan evitarse y erradicarse”.

En el caso del joven andaluz, que ahora es mayor de edad, hace unos meses recibió las disculpas de la Iglesia por parte del mismo Papa Francisco quien le llamó por teléfono. Dos meses después presentó la denuncia.

Este caso no es el único que muestra la línea de “tolerancia cero” que comenzó en el Pontificado de Benedicto XVI y que se ha intensificado durante el Pontificado de Francisco.

Por ejemplo, el ex nuncio apostólico de República Dominicana, el polaco Józef Wesołowski continúa en arresto domiciliario en el Vaticano por las investigaciones en su contra por el delito de abusos sexuales a menores y por posesión de material pedopornográfico.

Sin embargo, es importante recordar que “no todos los acusados son culpables”. Es necesario que la justicia vaticana y la civil investigue para verificar si las acusaciones han sido verdad o no, como en el  reciente caso de un sacerdote de la diócesis de Los Angeles (EEUU) quien ha sido declarado inocente de los cargos imputados.

En esta línea, la “tolerancia cero” tendría que aplicarse no solo a los culpables y a quienes han encubierto sino también a los inocentes que han sido acusados falsamente.

Twitter: @mercedesdelat


Etiquetas
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·