Lunes 23/10/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Crónica de Roma

El Papa abre la puerta al adelanto del cónclave

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El pasado viernes, fiesta de la cátedra de San Pedro, y poco antes de terminar sus Ejercicios Espirituales, el Papa firmó el documento que solo él podía hacer que cambiara las reglas del cónclave. El esperado motu proprio ha llegado.

Se trata uno de los últimos actos legislativos de Benedicto XVI como pontífice y abre la posibilidad de que se adelante la fecha del cónclave, pero siempre que todos los cardenales electores estén en Roma y por supuesto, de acuerdo.

Y es que a partir del 28 de febrero, cuando comience la Sede Vacante todos los cardenales, electores y no electores, se reunirán en para hablar sobre el estado de la Iglesia. Harán un repaso de los retos y dificultades que afronta y también de los puntos fuertes que se han desarrollado en los últimos años. Se trata de una profunda radiografía que pretende hacer consciente al que será elegido Papa del verdadero estado de la Iglesia en el mundo entero. Durante esa semana de reuniones previas el camarlengo propondrá una fecha de inicio del cónclave.

Hasta ahora la Constitución apostólica "Universi Domini gregis" preveía el inicio del cónclave no antes de 15 días y no después de 20 de la muerte o renuncia de un Papa, sin embargo con este motu proprio Benedicto XVI ha dado vía libre a los cardenales para convocar la elección de su sucesor cuando todos estén reunidos en Roma. Pero el Papa deja la decisión en manos de los cardenales.

Pero no hay que pensar que todo son prisas por iniciar. Se trata de una difícil decisión que los cardenales deben rezar, meditar y también comentar entre ellos. El motu proprio de Benedicto XVI "Normas nonnullas" da otros detalles sobre la elección de su sucesor. Los cardenales ya no tendrán que hacer los trayectos desde la Casa Santa Marta a la Capilla Sixtina en autobús. Como ya algunos cardenales hicieron en el cónclave del 2005, pueden trasladarse de un punto a otro a pie, pero siempre que esté garantizado que nadie se les acercará.

Hasta ahora estaba previsto que si se llegaba a una votación que igualaba a dos cardenales, estos dos perderían el derecho a voto y se realizaría de nuevo una votación con tan sólo ellos dos como candidatos y para ser elegido es necesario dos tercios de los votos. El vicecamerlengo Luigi Celata recordó la pena de excomunión para quien filtre cualquier información sobre lo que suceda en la Capilla sixtina.

Como siempre toca esperar a los acontecimientos de esta semana, que sin duda marcarán un hito en la historia de la Iglesia.

@blancaruizanton

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·