Lunes 23/10/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Católicos

El Observatorio Católico de Ecuador denuncia el apoyo económico del Gobierno a la publicación abortista ‘El Diablo’ y al uso ofensivo de imágenes sagradas

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Un grupo de católicos ecuatorianos en la red ha realizado una denuncia pública por la financiación de su Gobierno a una publicación que defiende el aborto. Se quejan de que la publicación llamada 'El Diablo' utiliza imágenes sagradas del cristianismo de manera totalmente ofensiva.

Católicos de Ecuador se han reunido en la red para quejarse frente a lo que ellos consideran una ofensa por parte de su Gobierno. Denuncian que en su país se están utilizando imágenes sagradas de forma poco respetuosa. Además muestran sus quejas de que el actual gobierno esté financiando revistas abortistas como es el caso de la publicación denominada 'El diablo' que ha mostrado en la portada de su tercera edición a una mujer imitando a Cristo crucificado, desnuda de cintura para arriba y con los pies clavados en un aparato reproductor femenino.

La publicación es editada por el grupo Diabluma y ellos mismos se definen como una «organización político cultural de izquierda radical». Por el momento este amplio grupo de ciudadanos ha mostrado su rechazo a lo que parece, según ellos, una tendencia en Ecuador, "en el Ecuador están quitando las imágenes religiosas de los hospitales, intentan introducir el aborto, la ideología de género".

Ante estas actuaciones de los ciudadanos el ministerio hizo pública una nota el diciembre pasado en el que subrayaba el carácter laico y democrático para justificarse: «en consonancia con el carácter laico y democrático del Estado ecuatoriano, el Ministerio de Cultura de ninguna manera ejerce censura sobre los contenidos de las expresiones artísticas y/o los productos comunicacionales generados en el marco de los proyectos auspiciados», apelando además a la libertad de expresión, para esta entidad del gobierno ecuatoriano, su rol es «promover y respetar la libre circulación de las ideas y expresiones culturales como parte constitutiva de la libertad de expresión de las personas».

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·