Lunes 23/10/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Católicos

Los manifestantes dedicaron una sonora pitada a su paso por la sede del PP

Miles de personas piden en las calles de Madrid a Rajoy que retire la “Ley Aído” y cumpla su programa electoral

Una veintena de populares, entre los que se encontraban Ana Botella y Álvarez del Manzano, asistieron a la concentración. Ana Pastor y Ana Mato fueron las grandes ausentes, ya que sí asistieron a la manifestación provida de 2009

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

1.400.000 personas, según los datos recogido por los organizadores, recorrieron el sábado 22 de noviembre las calles de Madrid para luchar por los derechos de la mujer, la vida y los no nacidos.  Su principal objetivo: exigir a Mariano Rajoy que cumpla su promesa electoral y "erradique" el aborto de la legislación española.

Una de las pancartas que recorrieron Madrid durante la manifestación Cada Vida Importa. Una de las pancartas que recorrieron Madrid durante la manifestación Cada Vida Importa.

1.400.000 personas, según los datos recogido por los organizadores, recorrieron el sábado 22 de noviembre las calles de Madrid para luchar por los derechos de la mujer, la vida y los no nacidos.  Su principal objetivo: exigir a Mariano Rajoy que cumpla su promesa electoral y "erradique" el aborto de la legislación española.

Bajo el lema "Cada vida importa", la manifestación partía a las doce de la mañana de la glorieta de Ruiz Giménez. Su destino se encontraba en la plaza de Colón,  donde esperaban varias pantallas gigantes donde poder seguir todo lo que ocurría en el escenario que había instalado al fondo de la plaza.

La organización ha cifrado la participación en 1.400.000 manifestantes, datos que contrastan con los recogidos por la Policía, que sólo ascienden a 60.000 personas.

Familias al completo, grupos de monjas y de sacerdotes, y más de una veintena de miembros del Partido Popular conformaban un colectivo que pedía al unísono la retractación de Rajoy en relación a la cuestión del aborto.

El encargado de unificar y verbalizar universalmente este mensaje fue el presidente del Foro de la Familia, Benigno Blanco, quien, finalizada la marcha, subió al escenario apra agradecer la enorme acogida de la concentración y convocar otra para el 14 de marzo de 2015.

Sin embargo, el tema central de su discurso lo dedicó a pedir al Ejecutivo que "erradique" el aborto y las leyes que lo incentivan, así como para recordarle que los manifestantes no son "cautivos" de nadie y su voto sólo es "prisionero" de sus ideales.

De este modo, exigía al Gobierno que derogue la “ley Aído” y cumpla con sus promesas electorales: "La sociedad sabrá recompensarle con el voto". Le ha advertido que, de no hacerlo, convocarán nuevas manifestaciones, además de la de la próxima primavera.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·