Martes 12/12/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Católicos

El terrorista afirma que el ISIS vengará “vuestra matanza”

Doctora en Historia aclara vídeo amenazante de yihadista: la Inquisición no derramó sangre de musulmanes

Beatriz Comella recuerda que fueron los pueblos islámicos los que invadieron el reino visigodo de manera violenta

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El ISIS ha publicado por primera vez en español, un vídeo en el que amenaza a los cristianos españoles por la sangre derramada de los musulmanes a manos de la Inquisición: “Vengaremos vuestra matanza. Con el permiso de Alá, Al Ándalus volverá ser lo que fue, tierra de califato”, asegura el mensaje.

El yihadista apodado El Cordobés. El yihadista apodado El Cordobés.

El vídeo está grabado por un yihadista que se hace llamar el cordobés y es hijo de Tomasa Pérez Molleja, una española de Málaga que se radicalizó al casarse con un musulmán.  

La doctora en Historia y profesora de la Uned, Beatriz Comella aclara a Religión Confidencial las palabras amenazantes vertidas por este yihadista y explica la relación que tuvo la Inquisición con los musulmanes.

“El contenido del vídeo no aguanta ningún análisis histórico porque no se puede vengar en la actualidad algo que sucedió hace 500 años. Es un sinsentido decir que se va a vengar la muerte de los musulmanes de esa época porque con el mismo argumento, se podría decir otro absurdo: que el reino visigodo (lo que actualmente es España) fue invadido de una manera violenta por pueblos islámicos a principios del siglo VIII. Esa fue una ocupación ilegal, pero es pasado, y ni ellos ni nosotros podemos vengar nada”, explica la experta a RC.

Moriscos y musulmanes

Comella aclara que en la época de los Reyes Católicos y hasta la expulsión de los musulmanes en 1609 durante el reinado de Felipe III, la Inquisición no tuvo una relación directa con los musulmanes.

“Eran una minoría étnico-religiosa que vivía con cierta comodidad en España en aquella época. Donde sí intervino la Inquisición fue con los moriscos, que eran los musulmanes bautizados”, subraya la doctora en Historia. Así, la Inquisición vigilaba a los moriscos al igual que lo hacía con los judíos conversos o con los cristianos para que no cometieran ningún delito contra la fe.

Desde la conquista del ultimo reino nazarí en Granada, los Reyes Católicos llegaron a algunos acuerdos bastante ventajosos con los musulmanes. Asimismo, se procuró una catequesis pacífica por Fray Hernando de Talavera, arzobispo de Granada y confesor de Isabel II, que incluso aprendió árabe e hizo un catecismo en árabe.

“Como la población seguía siendo bastante musulmana, los Reyes Católicos percibieron que, a pesar de los esfuerzos evangelizadores, el Reino de Granada conquistado no parecía una ciudad cristiana.

Comenzó entonces una etapa de mayor presión para conseguir dos opciones para los musulmanes: o el bautizo o el exilio. Un buen número de árabes se bautizó, pero, particularmente, al igual que los judíos, practicaban su religión”, explica la experta.

Algunos grupos musulmanes se refugiaron en la región montañosa de las Alpujarras hasta el decreto de Felipe III en 1609 tras la rebelión de los árabes. Entre la toma de Granada de enero de 1492 y la expulsión de 1609 hubo muchos intentos de evangelización, pero también, enfrentamiento armados.  

Cómo hubiera sido España

¿Cómo sería hoy España con los árabes? La profesora de historia de la educación, declara: “No lo sé porque sería hacer historia-ficción. Solo puedo constatar lo que veo a mi alrededor. Los musulmanes que viven en España gozan en la actualidad, como otros grupos religiosos, de libertad y libertad de culto. Tienen acceso como cualquier ciudadano a la educación, universidad y sanidad pública. La mejor manera para conseguir la integración incluso combatir el yihadismo, es la educación.  Es el remedio a todos los males”, manifiesta.

Convivencia con los musulmanes

En esta línea, Beatriz Comella recuerda que, en España, al haber convivido con los musulmanes durante siete siglos, “nos puede ser más fácil llegar a una cierta armonía y convivencia pacífica. Cáritas es un ejemplo del respeto a cualquier persona. Hay muchas familias musulmanas que se están beneficiando de las ayudas de Cáritas”, asegura.

Desde su conocimiento, considera que el islam sí es una religión de paz, al menos “el genuino. Sin embargo, algunos grupos, han tomado interpretaciones erróneas y radicales de líderes espirituales posteriores a Mahoma. Algunos creen que la yihad significa combatir a los infieles de manera violenta”.



·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·