Viernes 24/03/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Zoom

Rita Maestre: al César lo que es del César y a Dios lo que es de Dios

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Rita Maestre, portavoz del Ayuntamiento de Madrid, ha pedido disculpas a los católicos. “No quería ofender a nadie”, dijo ayer en el juicio que se ha celebrado en el Juzgado de lo Penal número 6 de Madrid.

Ahora les toca a los católicos perdonar. ¿Le perdonarán el asalto a la capilla de la Universidad de Somosaguas, por quedarse con el torso al descubierto, por corear frases como “Vamos a quemar la Conferencia Episcopal”, “el Papa no nos deja comernos las almejas”, “menos rosarios y más bolas chinas”, “contra el Vaticano, poder clitoriano”, “arderéis como en el 36” y “sacad vuestros rosarios de nuestros ovarios”?  

Se enfrenta a un año de prisión por un delito contra los derechos religiosos.  

Quien sí le ha perdonado, como buen pastor y dando ejemplo es el arzobispo de Madrid, Carlos Osoro. “Todos hemos tenido 18 y 19 años y a esa edad, se hacen cosas que después descubrimos que no debieran hacerse así”, ha indicado. 

El arzobispo ha dejado claro que él es “pastor de la Iglesia de Madrid, no soy ni juez ni político, ni lo quiero ser”.   

En la conversación que mantuvieron ambos, Maestre le dijo a Osoro que en una universidad pública no tiene cabida ni la religión, ni una capilla. Por esta razón, realizó “esa protesta pacífica”.

Sin embargo, el arzobispo de Madrid le argumentó que “si en cualquier lugar del mundo civilizado, y en las universidades en concreto, hay aulas de teatro o campos de deporte,  ¿por qué no van a existir lugares en los que, quienes creen, puedan vivir una experiencia de Dios?”

El diario El País va más allá y publica el razonamiento de Osoro a la concejala: "No digo que haya espacios sólo para los cristianos, debe ser para todos, pero es verdad que hoy en España hay una mayoría. Es un derecho esencial de la persona humana y una obligación de las instituciones, poder entregar esos espacios donde esas dimensiones esenciales de la vida y el ser humano puedan expresarse. Ella –Rita Maestre- lo entendió perfectamente".

Ahora que Rita ha pedido perdón a los católicos y el arzobispo de Madrid le ha “absuelto”, el siguiente paso es que se cumpla la ley.

El fiscal preguntó ayer a Maestre: ¿“Sabía usted que cometía un delito?”

“No”, respondió la concejala.  

A la pregunta de por qué se desnudo de cintura para arriba, ha contestado: “Un torso desnudo no es un gesto ofensivo". Tampoco se acordaba de haber coreado frases contra la Iglesia Católica. Lo que sí ha reiterado es que “vistas las consecuencias que ha tenido esa protesta y que cinco años después estemos en un proceso penal, creo que nadie lo haría de nuevo”.

La causa penal se inició por la querella presentada por el partido social-cristiano Alternativa Española. Los hechos también fueron denunciados por el centro jurídico Tomás Moro.

Creo que este resumen explica el titular elegido: Dar al César lo que es del César (que se cumplan las leyes) y a Dios lo que es de Dios (el perdón sin venganza)

Zenón de Elea.