Sábado 10/12/2016. Actualizado 01:15h

·Publicidad·

Tribunas

Sueño cardenalicio

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La púrpura no mezcla bien con las bolas mágicas, los augurios, las campañas en pro o en contra, los favores, las prebendas, el profetismo o la desidia. La púrpura sólo sabe de sueños. Pero los sueños, en la Iglesia, son mucho más que sueños.

Hubo un tiempo en el que las sedes cardenalicias eran lugares en los que la historia había dejado la huella de su presencia; Iglesias madre de otras Iglesias. También la púrpura vistió a destacados eclesiásticos, que habían contribuido decisivamente a la elocuencia de lo cristiano, a la libertad de la Iglesia. Ahora priman las metrópolis, la globalización de un colegio, el cardenalicio, en el que ya no existen los límites ni las fronteras y en el que se habla el común idioma del martirio de la coherencia. No hace falta recorrer la estepas, ni escalar los empinados riscos, ni horadar las profundidades de la tierra para encontrar las razones que llevan al Papa a la designación de cardenales. El aval de tres miembros del colegio más selecto del globo es garantía comunión con el Romano Pontífice.

El Papa sabe del amor de España y también de una costumbre no escrita que marca un número primo como el de los cardenales, de esta procedencia, en activo. Sin embargo, Benedicto XI siempre se ha caracterizado por la sorpresa que nace de la inteligencia. Es un Papa que no olvida. Y que sabe que el texto más importante posterior al Concilio Vaticano II ha sido el Catecismo de la Iglesia Católica. Horas de trabajo conjunto hicieron de este instrumento un ámbito para las amistades, para las relaciones humanas, siempre necesarias; de ahí nombres como Levada, Bruguès, Schönborn. Nunca ha tenido tanta actualidad una entrevista que los profesores Ramiro Pellitero y Enrique Borda hicieron en Madrid a Monseñor José Manuel Estepa, publicada en el número 15 (2006), páginas 367-388, de la Revista de la Universidad de Navarra, Archivo de Historia de la Iglesia. Una conversación sobre el pasado, para el presente y el futuro de la Iglesia. Información que se puede completar con la consulta a los fondos de la donación de la Biblioteca y del Archivo de monseñor Estepa a la Facultad de Teología san Dámaso de Madrid.

José Francisco Serrano Oceja