Miércoles 18/10/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Tribunas

Pablo VI y España

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Un artículo de...

Jose Francisco Serrano
Jose Francisco Serrano

Más artículos de Jose Francisco Serrano »

Los días 20 y 21 de mayo de 1994, en la sede de la Conferencia Episcopal Española, se celebraron unas Jornadas dedicadas a Pablo VI y España. Pretendieron ser la liturgia intelectual de la reconciliación entre el Papa Montini y la historia contemporánea de España. 

De entre las destacables participaciones que se publicaron en la actas del encuentro, hay algunas de singular valor para estos tiempos, por ejemplo, la de quien fuera colaborador del Papa, monseñor Ramón Torrella, o la de monseñor José María Cirarda. Y, cómo no, la transcripción de la entrevista que, con motivo de esa efeméride, le hicieran al cardenal Vicente Enrique y Tarancón. Entrevista que, en su integridad, se guarda en una caja fuerte. El cardenal Tarancón se postula, entonces, firme partidario de la beatificación de Pablo VI, “incluso antes que Juan XXIII”, confiesa. Del Papa Montini dice el que fuera arzobispo de Madrid: “Creo que Pablo VI no parecía lo que era. Parecía triste y no era triste. Lo que pasa es que tenía el pudor de manifestar su afectividad y su optimismo, y parecía pesimista. Era un agua soterrada”. 

Es posible que a estas altura de la historiografía el Papa Pablo VI haya dejado de ser una asignatura pendiente para la Iglesia en España y para el catolicismo social. En gran medida hay que agradecer este cambio de imagen a los trabajos del historiador Vicente Cárcel Ortí, entre otros, que publicó la monumental obra “Pablo VI y España” en la BAC. Estudio que concluye con la afirmación de que el mensaje del Pablo VI a los españoles se resume en dos palabras: fidelidad y renovación. “Solo de este modo, apunta, podemos superar nuestra crisis”. 

Sorprenden los silencios que en la agenda de los temas de la Iglesia en España se están produciendo sobre este Papa clave de la época contemporánea. ¿Quizá porque se piense que hay un Pablo VI partido por la mitad a partir de la promulgación de la Humanae Vitae y del Credo del Pueblo de Dios? Hay quien dice que al Papa Francisco le llegará el momento de decidir ante la firma de una nueva Humanae Vitae. 

José Francisco Serrano Oceja


·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·