Viernes 18/08/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Tribunas

Frutos de la “Amoris laetitia”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Un artículo de...

Jose Francisco Serrano
Jose Francisco Serrano

Más artículos de Jose Francisco Serrano »

Los frutos de la “Amoris laetitia” en lo referido a la dimensión institucional ya se van notando.

El Instituto Universitario de la Familia, de la Pontificia Universidad Comillas, que dirige el sociólogo Fernando Vidal, ha puesto hace no mucho en marcha el “Informe familia”, una página web que pretende ofrecer un conjunto cribado de las informaciones que sobre la familia se van publicando en el mundo y que tengan relevancia e interés.

Además, según confiesa en su sede cibernética, van a elaborar una serie de estudios específicos “con los indicadores acerca del estado de la familia, y en particular como viven las personas la familia”, y con el añadido de unos temas monográficos.

Este año el objeto de estudio será “la figura del padre”.

Según confiesa la presentación en la página web, “sobre el tema anual monográfico se realizarán también un estudio cualitativo en el que se describirán casos y experiencias familiares que sean iluminadores sobre la realidad”.

Una de las claves de este novedoso proyecto es el apoyo de la Fundación Casa de la Familia, una Fundación del arzobispado de Madrid, con más que considerable patrimonio, que hasta ahora estaba ligada, en su imagen pública, al Instituto Pontificio Juan Pablo II para el matrimonio y la familia.

De hecho, albergaba, en la sede social de la Fundación, no pocas de las actividades académicas de la sede madrileña del Instituto Pontificio Juan Pablo II para el matrimonio y la familia.

Por lo tanto, ahora convergen tres realidades eclesiales que hasta ahora no parece que se habían encontrado en el camino.

El “Informe familia”, y la repercusión mediática que tenga, será una destacable aportación a la creación de un clima social adecuado para la propuesta cristiana sobre el matrimonio y la familia.

Y también para el desarrollo de políticas adecuadas en estas materias que, tal y como se puede observar en el día a día, adolecen de un marco general y de una presencia y articulación pública eficaz. 

“Somos
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·