Martes 06/12/2016. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Mundo

El vaticanista estadounidense John Allen califica a Rodríguez Zapatero como el líder político más abortista del mundo

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

En un artículo publicado en su blog, el vaticanista estadounidense John Allen señala que Rodríguez Zapatero “se ha ganado la fama de ser el líder político más agresivamente pro-aborto del planeta”. Y considera que en la Jornada Mundial de la Juventud (Madrid 2011) podría producirse una “confrontación” entre Zapatero y más de un millón de jóvenes.

 

Allen recuerda que la actual legislatura española no expira hasta 2012. Como la Jornada Mundial de la Juventud se celebra en Madrid en agosto de 2011, “parece inminente una confrontación entre más de un millón de jóvenes católicos de todo el mundo –probablemente la asamblea más claramente pro-vida que pueda imaginarse– y un primer ministro español que se ha ganado la fama de ser el líder político más agresivamente pro-aborto del planeta”.

Dado ese contexto, Allen opina en su blog (http://ncronline.org/blogs/all-things-catholic) que la JMJ 2011 podría ser la más abiertamente ‘política’ de todas las celebradas hasta ahora. La de Madrid será la 26º edición de la JMJ (la primera se celebró en Roma en 1984).

Allen también recuerda que con motivo de la JMJ se producirá un segundo encuentro entre Benedicto XVI y Zapatero. Muchos pensaban que la primera y última reunión que han mantenido hasta ahora –celebrada en 2006 en Valencia con motivo del V Encuentro Mundial de las Familias–, se convirtiera en un “combate de lucha libre –dice el vaticanista–. Pero de hecho, el encuentro propició el ahora famoso enfoque de Benedicto según el cual es importante para la Iglesia católica poner énfasis en el ‘sí’ más que concentrarse en el ‘no’”.

Finalmente, Allen destaca que los organizadores de la JMJ 2011 han declarado que harán todo lo posible para mantener un tono positivo, “previniendo frente al peligro de convertir el encuentro en un escenario político callejero”. Y han resaltado que, por el momento, han tenido una “casi total cooperación del gobierno español en todos los niveles”.