Miércoles 07/12/2016. Actualizado 16:49h

·Publicidad·

Mundo

El secretario del Patriarcado Latino de Jerusalén considera que el sionismo y el ‘shoahismo’ dificultan la paz en Tierra Santa

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El secretario del Patriarcado Latino de Jerusalén, Vincent T. Nagle, considera que el sionismo y lo que él llama el ‘shoahismo’ –‘holocaustismo’– dificultan la paz y la convivencia en Tierra Santa: “Para muchos judíos, el sionismo es el mesías. Por eso las cosas van a peor, pues quieren quedarse con todo. También tienen un gran victimismo, porque no olvidan”.

 

“Los israelíes –afirma– tienen un miedo enfermizo. Piensan que están rodeados de enemigos, cuando la mayor parte de la frontera de Israel es con Jordania y Egipto, países que les respetan. Además, Israel tiene el cuarto ejército más poderoso del mundo. Y en Tierra Santa tienen todo el poder”.

Para vencer estos miedos, Nagle explica que la Iglesia trata de hacerles ver que “queremos justicia, pero os amamos”. El Patriarcado Latino de Jerusalén –al que pertenecen los católicos de rito latino de Israel, los territorios palestinos, Jordania y Chipre– cuenta con nueve sacerdotes dedicados a los judíos conversos, que son unos mil.

“Tampoco nos quejamos de que el parlamento israelí lleve años posponiendo la aprobación del acuerdo con la Santa Sede, a pesar de los problemas que eso nos ocasiona”, señala este sacerdote estadounidense. Así por ejemplo, una religiosa keniana se ha quedado sin visado por decir que vivía en Nablus (zona palestina): ahora ya no puede salir de Jerusalén. Lo mismo le ocurre a un sacerdote que quiere ir a Jordania: “Si vas a trabajar con árabes, no consigues visado”.

También cuenta que, tras oficiar una boda en Ramala, le pusieron graves dificultades para regresar a Jerusalén. Respecto al muro que rodea Belén, construido por el estado israelí, explica: “Hablan de seguridad, pero se olvidan de la gente que vive detrás del muro”.

 

Por otra parte, Nagle señala que, desde Isaac Rabin, no ha habido primeros ministros israelíes que quieran dos Estados (Israel y Palestina). Rabin fue asesinado en 1995 por un sionista radical.