Lunes 05/12/2016. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Crónica de Roma

Todos los sacerdotes del mundo, en Roma

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El cardenal Cláudio Hummes, prefecto de la Congregación para el Clero, ha escrito a todos los sacerdotes del mundo para transmitirles la invitación del Papa a que vengan a Roma con motivo del final del Año Sacerdotal, que se clausurará el 11 de junio de 2010, solemnidad del Sagrado Corazón de Jesús.

La presencia de tantos sacerdotes en Roma, escribe el purpurado brasileño, es un modo de ofrecer a Benedicto XVI “nuestra solidariedad y nuestro apoyo, nuestra confianza y comunión incondicionada ante los frecuentes ataques que se dirigen contra su persona en el momento actual”.

Tras reconocer que algunos presbíteros (proporcionalmente muy pocos) han cometido “horribles y gravísimos delitos de abusos sexuales contra menores”, de los que deberán responder ante Dios y ante los tribunales, invita a rezar por su conversión espiritual y el perdón de Dios.

El cardenal Hummes asegura que la Iglesia está decidida a no esconder ni minimizar esos crímenes y manifiesta el apoyo a las víctimas en su recuperación y en sus derechos ofendidos. En este contexto, subraya que los delitos de algunos no pueden “ensuciar” todo el cuerpo eclesial de los presbíteros y quien actúa así “comete una clamorosa injusticia”.

El prefecto de la Congregación para el Clero hace hincapié en que las acusaciones contra el Papa son injustas, y que nadie ha hecho tanto como él para condenar y combatir esos crímenes. Una nueva muestra de ello es el encuentro con un grupo de víctimas de abusos durante su viaje Malta. Por eso, señala que la presencia numerosa de presbíteros en Roma en junio será un signo claro de “nuestro decidido rechazo a los injustos ataques de los que es víctima”.

Por Alfonso Bailly-Bailliére