Domingo 04/12/2016. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Crónica de Roma

El sacerdote debe anunciar a Cristo, no a sí mismo

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

El sacerdote jamás debe ser homologado ni homologable a una cultura o mentalidad dominante, y debe sin embargo anunciar a Cristo. Benedicto XVI dijo estas palabras durante la audiencia general de los miércoles, en la que inició una catequesis sobre el Ministerio Ordenado, mientras nos aproximamos al final del Año Sacerdotal.

El Pontífice señaló que el hombre actual vive en medio de "una gran confusión" sobre cuáles deben ser las decisiones fundamentales que debe tomar en la vida y sobre las preguntas fundamentales, como: ¿a dónde vamos?, ¿cuáles son los valores verdaderamente permanentes? “Nacen y desaparecen filosofías contrarias que crean confusión sobre el vivir”, afirmó.

Tras recordar las tres tareas del sacerdote: enseñar, santificar y gobernar, observó que la enseñanza es un deber “particularmente importante en una época, como la actual, marcada por una plena emergencia educativa”.

Benedicto XVI puso de relieve que el sacerdote tiene la obligación de mostrar la luz de Dios “en medio de la confusión de nuestro tiempo” y “jamás debe ser homologado ni homologable a una cultura o mentalidad dominante, sino mostrar gracias a su fuerza profética la única novedad capaz de renovar profunda y auténticamente al ser humano, es decir que Cristo es el Viviente, es el Dios cercano, el Dios que obra en y por la vida del mundo”.

El sacerdocio, resaltó, no lo elige nadie, no es un modo de conquistar una posición social en la vida; “es la respuesta a la llamada del Señor para convertirse en predicadores, no de una verdad personal, sino de su verdad”. El Papa señaló que el pueblo cristiano tiene necesidad de “escuchar las enseñanzas de la genuina doctrina eclesial”, cuyo punto de referencia es la Sagrada Escritura, los escritos de los Padres y Doctores de la Iglesia y el Catecismo de la Iglesia católica.

Por Alfonso Bailly-Bailliére