Miércoles 17/09/2014. Actualizado 01:00h

Crónica de Roma

El Vaticano bendice los Juegos Olímpicos

Aunque el Vaticano no participa en la competición, el Papa tuvo unas palabras para los deportistas y espectadores. Pidió que estos días traigan paz y fraternidad entre las naciones.

El mundo mira hacia Londres y el Vaticano no es una excepción. Aunque no participa en los Juegos Olímpicos la Santa Sede siempre ha tenido simpatía por ese gran evento deportivo.

Benedicto XVI nunca ha sido un gran deportista, a diferencia de Juan Pablo II que practicaba el ski y el senderismo desde su juventud, pero durante el último Ángelus tuvo un recuerdo especial para quienes participarán en las Olimpiadas. "La Iglesia católica sigue con especial simpatía y atención los Juegos Olímpicos. Oremos para que, siguiendo la voluntad de Dios, los Juegos de Londres sean una verdadera experiencia de fraternidad entre los pueblos de la Tierra", dijo el Papa.

Además, envió sus saludos "a los organizadores, a los atletas y así como a los espectadores. Rezo -dijo Benedicto XVI- para que, en el espíritu de la tregua olímpica, la buena voluntad generada por este evento deportivo internacional pueda brindar sus frutos, promoviendo la paz y la reconciliación en todo el mundo".

La "tregua olímpica" a la que se refiere el Papa es un periodo que los antiguos griegos establecieron para poder participar en 'paz' a las competiciones. Posteriormente, en 1992, la ONU hizo oficial y que ahora el Papa se encarga de recordar. Todo un detalle por parte de Benedicto XVI para los participantes y espectadores del evento deportivo de este verano.

·Publicidad·
·Publicidad·