Martes 21/02/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Conferencia Episcopal

Jornada organizada por los 50 años de la Conferencia Episcopal

Cardenales y eruditos homenajean a Pablo VI, reprobado en España y criticado por la ‘Humanae Vitae’

El cardenal Parolin inauguró el simposio afirmando que Montini “fue el primer papa moderno”

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

La Conferencia Episcopal Española y la Fundación Pablo VI han rendido homenaje a Giovanni Battista Montini, el Papa Pablo VI, con la celebración de un homenaje celebrado en la Fundación Pablo VI. Fue inaugurado por el Secretario de Estado de la Santa Sede, cardenal Pietro Parolin. Afirmó que Pablo VI “supo conducir la nave de la Iglesia en tiempos difíciles” y enumeró algunas situaciones como la guerra fría o la del Vietnam: “Jamás la guerra”, dijo en la ONU el 4 de octubre de 1965. 


El cardenal Parolin recibe de manos del cardenal Blázquez una estatuilla de Pablo VI. El cardenal Parolin recibe de manos del cardenal Blázquez una estatuilla de Pablo VI.

El Simposio Homenaje a Pablo VI se inauguró en la sede de la CEE con la conferencia “Pablo VI y la paz”, a cargo del cardenal Pietro Parolin. Afirmó que a Pablo VI se le podría definir como el “primer papa moderno: el papa del diálogo, el papa del Concilio Vaticano II, del ecumenismo, el papa peregrino, el de la civilización del amor, defensor de la vida, el papa del tiempo futuro, experto en humanidad, el papa de la paz, de la alegría, maestro y testigo, enamorado de Cristo y de la Iglesia”.

El secretario de Estado de la Santa Sede declaró asimismo que con la encíclica Populorum progressio, Pablo VI trazó las líneas maestras de un nuevo “humanismo planetario” y señaló que el “beato Montini supo interpretar con lucidez y oportunamente los efectos de su época: el mundo cambia velozmente. La Iglesia también. No debemos retrasarnos, como sucedió alguna que otra vez”, dijo el papa Montini.

Antes de pronunciar su conferencia, y en un breve encuentro con los periodistas, Parolin señaló los desafíos de la Iglesia española: “Vemos desde Roma con mucha simpatía el papel de la Iglesia en España, que le ocurre lo mismo que en Europa, en donde la evangelización vuelve a ser un reto. Creo que la presencia de la Iglesia en España es discreta pero efectiva, esta es la línea a seguir”.

“Eclipsado entre Juan XXIII y Juan Pablo II”

El Homenaje a Pablo VI contó con la presencia del director de L´Osservatore Romano, Giovanni Maria Vian. En su conferencia titulada ¿Quién era Montini? , señalo que Pablo VI ha sido “un papa olvidado a pesar de que su pontificado fue relativamente largo desde 1963 a 1978” y afirmó que Montini “ha sido eclipsado entre dos grandes santos, Juan XXIII y Juan Pablo II. Quien le está devolviendo la memoria es el Papa Francisco”.  

Poor su parte, el cardenal Fernando Sebastián, secretario general de la Conferencia Episcopal desde 1983 hasta 1988, fue otro de los ponentes. Durante su conferencia “la renovación conciliar en España”, manifestó que Pablo VI asistió a la Iglesia Española en los difíciles años de la transición.

Sebastián hizo un recorrido de la Iglesia Española desde el tardío franquismo hasta la consolidación de la democracia y recordó como Montini fue considerado como un enemigo de España.  “Presidió una Misa de acción de gracias en 1939 por la victoria del ejército de Franco, pero también pidió indulgencia en numerosas ocasiones por anarquistas y terroristas condenados”.

El cardenal enumeró algunas tensiones entre el gobierno de Franco y Pablo VI que fueron creciendo desde 1968, cuando pidió a Franco que renunciara al privilegio de intervenir en el nombramiento de obispos. “La Iglesia Española debe agradecer a Pablo VI que haya podido integrar en concilio en España”.   

La Humanae Vitae y la liberación de la mujer

Por su parte, la editorialista de L’Osservatore Romano Lucetta Scaraffia, fue la encargada de rememorar la tormenta que supuso la Humanae Vitae y se centró en lo que supuso esta encíclica para la liberación de la mujer y la visión profética sobre la destrucción de la familia. Para Scaraffia, la Humanae Vitae advertía de que la segunda revolución sexual no sólo separaría definitivamente la sexualidad de la procreación, sino también del matrimonio y del amor, para legitimarla como simple búsqueda de placer individual.

La Jornada contó también con la conferencia del presidente de la CEE, el cardenal Ricardo Blázquez, titulada “Una iglesia en misión”.

El obispo de Guadix y presidente de la Fundación Pablo VI, monseñor García Beltrán, cerró el Simposio afirmando: “Hemos hecho justicia con Pablo VI”.