Martes 26/09/2017. Actualizado 01:00h

·Publicidad·

Católicos

El cambio de secretario general es calificado de 'insuficiente' por un sector de los Legionarios de Cristo que esperaba una reforma mayor

    • Facebook (Me gusta)
    • Tweetea!
    • Google Plus One
  • Compartir:

Los Legionarios de Cristo tienen un nuevo secretario general. Se llama Jaime Rodríguez, es español y tiene 35 años. Asume el cargo en sustitución de Evaristo Sada, quien se convirtió en el segundo miembro de la cúpula en dejar su cargo tras el reconocimiento público del Vaticano a las acciones inmorales del fundador, Marcial Maciel Degollado. Un sacerdote tan joven y cercano al nuevo director, no es el tipo de reforma que esperaba un sector de la congregacion partidario de un lavado de cara mas intenso dentro de los Legionarios de Cristo.

El nuevo secretario general de la orden nació en Madrid en 1976, es licenciado en filosofía y en teología por el Ateneo Pontificio Regina Apostolorum y se ordenó sacerdote hace poco más de dos años. Desde 2005 ha colaborado con la dirección general del instituto religioso en Roma, donde se ha desempeñado como auxiliar del superior Álvaro Corcuera.

Este podría ser un primer paso hacia lo que el Papa se referia como un proceso de 'profunda renovación' para reformar la estructura dañada que permitió los abusos. Sin embargo, algunos sacerdotes partidarios de un cambio más tangible en el marco del actual proceso de reforma interna de la Legión, en crisis por los escándalos sexuales de Maciel. Advierten, advierten que su corta edad y su cercanía al director podrían suponer una continuidad con el proyecto de la actual cúpula.

Según las Constituciones que norman la vida interna de la Legión de Cristo el secretario general no tiene autoridad propia, su tarea consiste en asistir al superior en lo que éste debe escribir o tratar.

En febrero de 2010 el secretario saliente, Evaristo Sada, fue uno de los primeros legionarios en pedir perdón públicamente por los actos inmorales de Maciel que incluyeron abusos sexuales contra menores, dependencia de las drogas y procreación de hijos con mujeres. Su salida del cargo fue anunciada el 31 de enero pasado mediante una carta dirigida a todos los legionarios y firmada Corcuera.

El Padre Evaristo colaborará ahora en la promoción de las 'escuelas de oración' entre legionarios y miembros del Regnum Christi, formando parte del equipo técnico general de consultoría.

·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·
·Publicidad·